Sobre lágrimas que se suicidan en los labios

Recuerdo cómo aquella lágrima decidió fugarse de mi ojo mientras te besaba. Lo hizo despacio, como a quien le da pena abandonar su hogar y aun así sabe que debe hacerlo por solidaridad. Porque aquella lágrima sabía que, si no se suicidaba hacia el abismo de mis mejillas, sería su amiga la garganta quien sufriría. […]

Leer Más